Inicio Actualidad 10 claves para lograr un consumo sostenible

10 claves para lograr un consumo sostenible

0

Este tipo de acciones no sólo son beneficiosas para una mejor conservación del planeta y de nuestro entorno natural, sino que permite un mayor aprovechamiento de los recursos y un ahorro económico.

En el siguiente reportaje del Portal del Consumidor, le ofrecemos diez claves a tener en cuenta para convertirnos en consumidores sostenibles:

Ahorro energético

Velar por el consumo de energía que realizamos en el hogar es no sólo una forma de abaratar la factura, sino también de rebajar el impacto en el planeta, al reducirse el consumo de recursos naturales para la producción de energía.

Apagar la luz o la televisión cuando no las estemos usando; usar la lavadora o el lavavajillas cuando ya estén llenos; emplear el programa ECO de los electrodomésticos; priorizar el uso del microondas sobre el horno o desenchufar todos los aparatos cuando nos ausentemos en tiempos prolongados del hogar son fórmulas para lograr un ahorro energético en el consumo doméstico.

También podremos incrementar nuestro ahorro energético vigilando el consumo fantasma.

Ahorro de agua

El agua es otro de los bienes más preciados que nos proporciona la naturaleza. Cuidar el gasto que hacemos del agua en nuestro hogar es fundamental para lograr un consumo sostenible.

Priorizar ducharse antes que bañarse; cerrar el grifo cuando no estemos haciendo uso del agua que cae; instalar cisternas de doble volumen en el inodoro o reutilizar el agua para otras tareas domésticas son fórmulas con las que podremos alcanzar un ahorro de agua eficiente.

Eficiencia energética

El uso eficiente de la energía es otra fórmula para lograr que nuestro consumo en el hogar tenga un impacto menor en el medio ambiente. Para ello, los fabricantes de electrodomésticos prestan cada vez más atención a estos criterios, que establecen en el etiquetado. Preste atención al etiquetado energético de los electrodomésticos antes de comprar uno. Cuanto mayor sea la eficiencia que muestre el etiquetado, menor será el consumo de recursos, mayor será el ahorro, y menor la contaminación que produzca y mejor y más larga la calidad de vida del producto.

Contratar energías renovables
Las energías renovables son una de las principales herramientas que poseemos en la actualidad para proteger el medio ambiente. El consumo de energías fósiles, como el petróleo, el carbón o el gas, conlleva un elevado impacto ambiental.

Una de las formas de lograr este tipo de consumo energético en el hogar es recurrir a empresas que prestan servicios de energías limpias, como la fotovoltaica o la eólica. Otra opción que se presenta a las personas consumidoras es la de recurrir al autoconsumo de este tipo de fuentes energéticas.

Reciclar

Una de las principales responsabilidades que debemos asumir las personas consumidoras respecto al medio ambiente es la de reciclar. Mediante el empleo correcto de los contenedores de residuos, evitamos llenar los vertederos y la extracción de nuevas materias primas, reduciendo el gasto energético.

Por ello, es importante que sepamos cómo reciclar de forma adecuada cada uno de los productos que consumimos habitualmente en el hogar.


- Te recomendamos -